puño

1978-1979: Leche materna.
1979-1981: Papillas de pollo, fruta y cereales.
1981-1990: Sopa de estrellas y cocido madrileño.
1990-2005: Espagueti con yogur y judías verdes.
2005-2015: Chuletón y caviar.

“Cocido flojo para trabajadores vespertinos”

¿Por qué has escogido ese plato? 

«Es un plato escandalosamente barato y fácil de preparar, del cuál puedes comer el primer día el cocido completo, usar el caldo para cenar esa noche una sopa de estrellas, triturar las aves y el jamón para unas croquetas al día siguiente y batir los garbanzos sobrantes en un hummus enriquecido para prolongar el caldero hasta la cena del segundo día, para dos personas, por unos 5 euros. Todo esto sin tener que hacer la digestión de una anaconda del cocido madrileño típico, con su morcilla, chorizo, tocino y otros metales pesados.»

www.kokekoko.com